Fábula: El Elefantito Floripondio

Share

3 Comments

  1. Mente Desocupada 29/12/2011

    Excelente fábula y ni se diga la moraleja.

    Saludos.

  2. Ale 02/01/2012

    Y así Ligia juega con la mente, y en específico, con las expectativas. Muestra un camino, el cerebro trata de anticipar, y sin embargo, llegado el momento, recibe una tremenda bofetada neuronal: era otra cosa. La risa como respuesta. ¡Bravo!

    Ésta va para “Grandes Moralejas Salvadoreñas”.

  3. […] uno de esos cuadernos conmigo aquí, al otro lado del charco, porque a veces rescato algunas de sus páginas. Pero hasta hace poco llegué al final del cuaderno. No me acordaba que alguien una vez lo […]

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.